Buscar

Cargando...

sábado, 23 de octubre de 2010

VERBO Y CONJUGACIONES

Para Matías Carrera, mi sobrino.


El verbo es la palabra que expresa acción y existencia en una oración; sus accidentes gramaticales son persona, número, tiempo y modo.
  • Las personas gramaticales son tres: yo, tú, él (ella): yo canto, ella canta.
  • El número puede ser singular y plural: tú vienes (sujeto singular), nosotros cantamos (sujeto plural).
  • En lo que respecta al tiempo verbal, se debe decir que el hablante ordena los hechos en anteriores o pasados, en simultáneos o presentes y en posteriores o futuros. Los tiempos verbales formados por el auxiliar haber + participio pasado se llaman formas compuestas y suelen funcionar como tiempos relativos.
  • El modo es una categoría verbal que indica la concepción que el hablante tiene de la acción verbal. Así tenemos la siguiente clasificación: a) si la considera como cierta, experimentada o es neutral ante ella, emplea el indicativo: Juan habla demasiado b) si se plantea dudas sobre ella y la presenta como incierta, no experimentada o hipotética, emplea el subjuntivo: Juan, quizás, hable demasiado c) si quiere participar activamente y manifiesta una orden, es decir, su voluntad de que algo se cumpla, emplea el imperativo: ¡cállate, Luis!
La concordancia verbal

El verbo concierta con su sujeto en número y persona, como se puede observar en los siguientes ejemplos:

• Yo estudio (1ª persona de singular).
• Nosotros estudiamos (1ª persona del plural).
También existen casos particulares, como veremos a continuación: 
• Si hay varios sujetos para un mismo verbo, éste se coloca en plural: Ej. Juan, Pedro y Antonio pintan.
• Cuando los sujetos son de distinta persona y una de ellas es la primera, el verbo se debe colocar en 1ª persona. Ej.: Antonio, tú y yo paseamos (Antonio 3ª, tú 2ª y yo 1ª, por lo tanto, el verbo se usa en 1ª persona del plural: “paseamos”).
• Cuando el sujeto es “usted” u otro tratamiento de segunda persona, el verbo se pondrá en tercera. Ej.: Usted no llegó a tiempo; Escuche Vuestra Alteza; Reinen felices Vuestras Altezas.
Los verbos irregulares

Se llaman verbos irregulares a los que sufren algún cambio en su conjugación y no siguen el modelo de los verbos regulares. Existen tres tipos de irregularidad en los verbos:

1. Verbos con irregularidad vocálica: pensar – pienso; contar – cuento.
2. Verbos con irregularidad consonántica: carecer – carezco; aplazar – aplacé.
3. Verbos con irregularidades particulares: poner – pongo; caber – quepo; dar – doy; ser- soy.
En los verbos decir, hacer y sus compuestos la terminación del participio acaba en –cho: dicho, predicho; hecho, deshecho, rehecho.
  
Verbos defectivos

Los verbos defectivos sólo se conjugan en algunas formas y carecen de otras. La mayoría de ellos sólo tienen la tercera persona, debido a su significado: atañer: atañe, atañen; acaecer: acaece, acaeció; acontecer: acontece, acontecen; concernir: concierne, conciernen. El verbo abolir también es defectivo porque no se conjuga en todos los tiempos y personas gramaticales; sólo pueden construirse las formas que tienen –i- después de la raíz: abolí, aboliera, aboliéramos, he abolido.

Verbos impersonales

Los llamados verbos impersonales o suelen denominarse, también, unipersonales o de una sola persona. Son los que sólo se usan en el infinitivo y en la tercera persona del singular de todos los tiempos. Ejemplo: llover, llueve, llovía, llovió. No suelen llevar sujeto expreso.

• Son unipersonales propios los verbos que indican fenómenos de la naturaleza, como amanecer, llover, nevar, granizar, tronar, relampaguear, escarchar, helar, etc. Sujeto implícito de estos verbos podría ser Dios, el cielo, la naturaleza, el día, etc.; pero no son sujetos gramaticales. Algunos de estos verbos se emplean a veces, metafóricamente, en las tres personas, de tal suerte, que se podrá decir: “Amanecí en el campo”, “Anocheciste bueno”; “Alborearán tiempos de gloria”; “Si no nos escuchan, relampaguearemos y tronaremos”.

• Se llaman unipersonales impropios ciertos verbos que, aunque se usan ordinariamente en todas las personas, a veces en determinada significación, sólo se emplean en las terceras personas del singular. Los principales son los siguientes: Ser: en expresiones como “es tarde, era de noche, fue de mañana”; Estar: “está nublado, estaba sereno, ¡Qué oscuro estuvo!”; Haber: “¿Hay novedades?, hubo elecciones, habrá tres meses, Con tal que no haya abusos”; Hacer: es unipersonal en los ejemplos: “hace frío, hizo calor”.

También existen verbos, según la Academia, usados en construcción impersonal que siendo su índole transitivos o intransitivos, se usan algunas veces sin expresar el agente. Ellos admiten dos formas: a) La tercera persona del plural de todos los tiempos. Ej.: “Anuncian lluvia”; “Dijeron que vendría”. Como se puede observar, no tienen sujeto gramatical aunque se le podría dar uno más o menos vago. b) La tercera persona del singular precedida del pronombre “se”. Ej. “Se anuncia lluvia”. “Se dijo que vendrían”.
 Formas no conjugadas del verbo: infinitivo, gerundio y participio

Estas formas verbales no presentan terminaciones de persona y numero, por eso se denominan también formas no personales del verbo. De este hecho se deduce que no pueden formar oración propiamente dicha, ya que no pueden asumir la concordancia de sujeto y verbo, requerida en una oración.

Estas formas se diferencian por el aspecto verbal o manera en que se presenta el proceso verbal:

1. El participio identifica la acción como un proceso terminado: Llevo leídas tres páginas. El participio es un adjetivo verbal, por ello puede constituirse como adjetivo independiente o aparecer en construcciones con los verbos compuestos. Se puede usar como adjetivo y como verbo. Cuando funciona como un adjetivo, concuerda con el sustantivo en género y en número, tal como lo haría un adjetivo: “El mensajero, agradecido por el ascenso, se quedó trabajando hasta tarde”. Como verbo, se añade a un auxiliar y forma tiempos compuestos: “La secretaria tenía escritas todas las cartas”. El participio tiene una terminación regular en ado, ido: cantado, dormido; y otra irregular en to, cho, so: dicho, visto.

2. El gerundio presenta la acción en su desarrollo, en su desarrollo: “Estoy leyendo esta novela”. Esta forma verbal expresa una coincidencia o anterioridad del verbo principal, su terminación es ando, iendo. Se puede usar como adverbio: “No entres corriendo”; como verbo durativo, esto es, acompañado de los verbos ir, estar, quedar, venir, andar y seguir y tiene los mismos complementos: “El asistente del gerente estaba distribuyendo el trabajo”. Cuando se usa como gerundio absoluto, el sujeto debe ir colocado después: “Siendo mi hijo tan buen estudiante, estoy segura de que triunfará”. Se debe saber que algunos gerundios, como hirviendo, ardiendo y colgando, se han fijado en el uso como adjetivos: agua hirviendo, los brazos colgando, la cara ardiendo. Por otro lado, hay que advertir el extranjerismo representado por las expresiones en las que el gerundio complementa elementos de las oraciones, que no son ni sujeto ni complementos de verbo. En este caso, es incorrecto su uso: Subimos a un barco navegando a Italia; Se estrelló un avión muriendo sus ocupantes.

3. El infinitivo presenta la acción en su tensión máxima, en su dinamismo total, de allí que tenga un aspecto progresivo o de acción hacia el futuro. Es la forma del verbo que expresa la acción con carácter general y terminan en ar, er, ir.: “Voy a leer esta novela”. El infinitivo puede ser usado como verbo y como sustantivo. Como verbo: “Iremos a comer a tu casa”. Como sustantivo: “El saber no ocupa espacio” (la sustantivación es determinada por el artículo).
Los modelos de conjugación verbal

En español existen tres conjugaciones regulares: 1ª ar: cantar, 2ª er: comer, 3ª ir: sufrir. Todos los verbos regulares siguen el modelo del paradigma que se presenta a continuación. Los verbos irregulares se apartan del paradigma regular por razones de la evolución fonética de la lengua.


MODO INDICATIVO

Presente

 
Pretérito indefinido
   
Pretérito imperfecto o copretérito

 
 Pretérito perfecto compuesto o antepresente


 
Pretérito anterior o ante pretérito

  Pretérito pluscuamperfecto o ante copretérito

  Futuro simple


 Fututo compuesto o ante futuro

 Condicional simple o pospretérito

  Condicional compuesto o ante pospretérito


MODO SUBJUNTIVO

Presente


 Pretérito imperfecto (1ra forma)
 Pretérito imperfecto (2da forma)

 Pretérito perfecto o antepresente


 Pretérito pluscuamperfecto (1ra forma) o ante pretérito

  
Pretérito pluscuamperfecto (2da forma)

 Futuro simple

 Futuro compuesto o ante futuro
 
MODO IMPERATIVO


FORMAS NO PERSONALES
Infinitivo
Gerundio

Participio
Infinitivo compuesto
Gerundio compuesto


FUENTES DE CONSULTA

Técnicas de Redacción e Investigación Documental de Liduvina Carrera, Mireya Vásquez y María Elena Díaz

Gramática de la lengua española de Liduvina Carrera
  
LIBRERÍAS DONDE SE CONSIGUEN LOS TEXTOS 

Librería Coliseo 2020 C.A. Marrón a Madrices. Edif. Coliseo Nº 28 Boulevard- Caracas Tel. 0212-5642650

Librería Tucusito C.A. Esquina de Gradillas a San Jacinto PB. Local 6 Caracas Tel. 0212 5423934

Librería Coliseo del Este C.A. Calle Real de Sabana Grande C/3º Calle de Bello Monte. Edif. Coliseo del Este P.B. Boulevard (Frente a Selemar) Caracas Tel 0212 761 2417

Librería Coliseo Chacaíto C.A. Av. Francisco Solano. C.C. Chacaíto Nivel P/B. Local 134 y 135 Pb. Urb Chacaíto. Caracas. Tel 0212 9524692 / 34 / 38

Librería Mundo Escolar C.A. Av. Universidad con Av. Baralt C.C. Center Local 16 P.B. Caracas Tel 0212 4831710

1 comentario:

  1. Amiga, esta presentación es realmente maravillosa y muy útil para nuestros alumnos. Te felicito, tu trabajo, como siempre, es excelente.
    Un beso

    ResponderEliminar

Si deseas dejar algún comentario para enriquecer estas líneas, gracias¡